Auzoa egin dezagun! ¡Hagamos barrio! ¿Impostura o descoordinación?

Dice a los cuatro vientos el  Ayuntamiento que quiere estar en los barrios, y lo hace con toda la pompa y circunstancia.

Dice el ayuntamiento que es “allí” – ¿por qué allí y no aquí?- donde hacemos nuestra vida diaria, para hacer realidad la colaboración, para promover la actividad en beneficio de la comunidad y para lograr una participación transformadora.

Afirma, circunspecto y satisfecho, que para iniciar este camino, se puso en marcha el proceso encabezado por  ¡Los barrios y pueblos fortalecen Donostia!

Citó a los 15.000 habitantes de Aiete, fueron 32 en la primera convocatoria y 20 en la segunda y se les preguntó ¿Cómo ven  el barrio? ¿Qué prioridades creemos que deben marcarse? ¿Qué proponemos para dar respuesta al interés colectivo?

Ahora, siete meses después, ya podemos conocer las respuestas.

La reivindicación prioritaria que salió de aquella minoritaria cita  fue la del Ambulatorioy empieza el texto municipal afirmando que  “Aiete tiene un número suficiente de habitantes para tener un ambulatorio”. Ignorando que esta información la tramitóla propia Lantxabe con Osakidetza, hace algunos años.

La Propuesta que salió de la reunión la recoge textualmente el informe “Identificar una parcela para este equipamiento y negociar con Osakidetza su desarrollo”. Este asunto este lo lleva haciendo Lantxabe desde hace años, con resultados concretos que el ayuntamiento conocía en entrevistas directas con nosotros y que se puede seguir en esta misma web.

La Respuesta textual que facilita a los medios el ayuntamiento es la siguiente

“Se ha trabajado en ese sentido y se considera que dentro de las reducidas opciones de disponibilidad de parcelas municipales, la parcela del Jolastoki, situada frente al Palacio de Aiete en la colindancia con la iglesia, reúne las condiciones adecuadas para

destinarla a ese fin.

Asimismo, se está trabajando en la puesta a disposición de dicha parcela en favor de Osakidetza y en consecuencia encontrar ubicaciones alternativas para los usos que tiene actualmente”.

Este trabajo lo había  hecho ya Lantxabe como se puede comprobar en esta web, basta con poner en el buscador propio “Ambulatorio” y encontrarán con las gestiones realizadas.

Es más, a fecha de hoy ese “regalo” que hacía Osakidetza al barrio de Ayete está fuera de la agenda del ayuntamiento, como también se puede ver en esta web. En el último pleno municipal los partidos políticos han definido otras prioridades. Ahora marean la perdiz, o  buscando otras parcelas, otros destinos (centro de salud dela Parte Vieja), pero han abandonado, al menos de momento, lo que se afirma en el texto que venimos comentando: poner “a disposición dicha parcela –el Jolastoki- en favor de Osakidetza”.

Conclusión: En el momento de fijar las optimistas y gozosas propuestas para el barrio, en su primera prioridad, el ayuntamiento  ya se ha quedado obsoleto.

No parece un camino adecuado este de ningunear a las Asociaciones de Vecinos en nombre de la participación trasformadora. ¿Estamos ante una impostura? ¿Falta de coordinación? ¿Demagogia? ¿Buena voluntad pero carencia de medios?

 

 

Deja un comentario

Scroll al inicio