Vuelta al cole, regreso al caserío Katxola

Se acabaron las vacaciones, queda atrás el verano y en septiembre arranca el nuevo curso escolar. Estudiantes de primaria de la Aiete Ikastetxea y de las demás escuelas del barrio, han vuelto al colegio.

La Aiete Ikastetxea es la escuela pública del barrio y dispone de unas instalaciones luminosas recién estrenadas. Se caracteriza por trabajar el aprendizaje cooperativo y a través de proyectos. Es un centro escolar familiar que lleva 10 años en marcha, resultado de una apuesta imposible de Lantxabe (Asociación de Vecinos) que se hizo realidad. Cuenta con 138 alumnos repartidos en siete aulas. (Ocho contando con la del caserío Katxola)

El curriculum escolar se basa en estos cuatro campos ‘trabajo cooperativo’, ‘materias por proyectos’, ‘valores’, ‘euskera, inglés y castellano’

Esta mañana, los alumnos de Lehen Hezkuntza (Educación Primaria) de la Ikastexea han cursado visita a su aula escolar especial, Katxola, y allí han podido desarrollar, en euskera, aspectos de cada uno de los cuatro ámbitos

Al frente de la expedición estaban la profesora Olatz Oiarzabal ‘lehen hezkuntza 3’ (alumnado de 7-8 años); el profesor Aitzol Berzosa ‘lehen hezkuntza 4’ (alumnado de 8-9 años); las profesoras Arantza Igareta ‘lehen hezkuntza 5’ (alumnado de 9-10 años), y Mari Asun Aramendi ‘lehen hezkuntza 6’ (alumnado de 10-11 años)

Fueron recibidos por Angel Alberdi, que cumplió las funciones de ‘maixu’, con el apoyo de Juan Carlos Berzoza, José Luis Samso, Ana Etxeberria, Félix Pérez y Manolo García, entrenados en ofrecer la mejor cara del caserío, cuidando hasta el último detalle, (incluido la limpieza de cristales). Preparados también la toka, la sokatira, el bote y los bolos, para el recreo y las actividades deportivas.

La mañana en el aula especial del caserío Katxola ha permitido a estos 40 escolares, divididos en dos grupos (3º y 4º; 5º y 6º), a sus ‘andereños’ y ‘maixus’ promover la motivación del niño/a, en un ambiente muy físico, en contacto con los materiales que Angel iba desgranando sobre cómo la manzana se trasforma en mosto y esta en sidra, y poniendo en marcha el tolare de Katxola, para que los chavales vieran el remate productivo, y la historia que hay detrás de este modelo de acción ancestral.

En Katxola las criaturas han palpado la tarea laboral en el caserío y el medio ambiente de su alrededor. Sus andereños han visto la oportunidad de extender, en próxima visita, al Bosque de Miramon y a su riqueza paisajística, flora y fauna.

El coloquio de Angel, en euskara, dirigido al alumnado de lengua materna tanto vasca como castellana, ha sido muy bien seguido por unos colegiales entregados y ha potenciando la dimensión euskaldun del currículum, que formaba parte del interés de esta hermosa visita. Cita en euskera para alcanzar el bilingüismo, cada chica o chico a su ritmo. Hablar perfectamente dos idiomas mejora la capacidad para aprender.

En el caserío, partiendo de la condición de vasco, se hace camino hacia la cultura material universal.

El aula espacio Katxola permite actividades de grupo e interacción entre el alumnado para las diversas actividades deportivas y educativas que tiene organizadas: la pugna en la sokatira ha sido espectacular

El aula Katxola permite una plena distribución espacial, cambiar la dinámica del enseñante -Angel- por sus diversos lugares, fuera del caserío, en la planta baja y en la planta superior, con dos espacios cada una. De hecho esta facilidad para el movimiento ha impidido caer en la monotonía de las aulas tradicionales, permitido a la niñez compartir lo oído y aprendido y ‘vivir’ los temas expuestos.

Katxola es vuestra aula especial, vuestra casa, tenéis las puertas abiertas y nuestras ganas de volver a veros. ¡Hasta pronto Aiete Ikastetxea!

Un pensamiento en “Vuelta al cole, regreso al caserío Katxola

Deja un comentario