El Aiete del mañana respira salud


El nuevo ambulatorio modificará el entorno urbano del barrio de Aiete, con sus seis plantas y su llamativo color blanco./G. V.
El futuro ambulatorio del barrio será una realidad en 2020 tras años de espera de los vecinos
La infraestructura se unirá a la nueva red de bidegorri del barrio y el ascensor que conectará con Morlans
El centro de salud contará con seis plantas, será de color blanco y dispondrá de grandes ventanales
Por Dani Soriazu, DV, 5 de agosto de 2018
Será un gran edificio blanco de seis plantas que, además de mejorar la atención sanitaria de los vecinos de Aiete, modificará el paisaje urbano de la zona. El proyecto de nuevo ambulatorio para este barrio, que entrará en funcionamiento en 2020, recibió hace unos días la licencia de obra definitiva para que puedan arrancar los trabajos constructivos. Un nuevo bidegorri y el ascensor que conectará con Morlans acompañarán a esta infraestructura, todas ellas llamadas a marcar un antes y un después en el entorno.
El Departamento vasco de Salud adjudicó el pasado mes de septiembre los trabajos de construcción a la empresa Satie Arquitectos. En total, el Gobierno Vasco invertirá 4,5 millones de euros para levantar el ambulatorio, algo que los vecinos llevaban años reclamando, cansados de tener que acudir al de Amara o al del Antiguo.
Según las imágenes del proyecto, a las que ha tenido acceso DV, el nuevo centro de salud contará con cinco plantas sobre rasante, y otra subterránea en la que estará ubicado un aparcamiento. El color blanco será predominante, junto a unas grandes cristaleras que envolverán el edificio y que permitirán la entrada de luz natural por todas las dependencias. El acceso principal estará en el paseo de Aiete y habrá otro secundario en el paseo de Pío Baroja. La distribución de las plantas abarcará diferentes servicios.
A partir del nivel del paseo de Aiete se ubicarían la entrada, las consultas, las salas de pruebas, de extracción y los despachos. Los niveles inferiores acogerán en una planta el área dedicada a la rehabilitación, las unidades de psicomotricidad y psiquiatría; en la segunda estará el nuevo acceso por Pío Baroja para el personal y el aparcamiento para los funcionarios, que estará ubicado en la planta subterránea. En total, se trata de un edificio de 3.212 m2 de superficie. El plazo de ejecución de la obra es de 18 meses por lo que para comienzos de 2020 los vecinos del barrio de Aiete podrán estar disfrutando de su nuevo centro de salud.
Entre los servicios que se incluirán en el nuevo ambulatorio habrá siete consultas de medicina de familia, dos consultas de pediatría, ocho consultas de enfermería, una sala de curas, una sala de extracciones, una sala de pruebas complementarias y un Área de Atención a la Mujer con consulta, sala de exploración y sala de actividades grupales.
Unidades de salud mental
El ambulatorio contará también con dos unidades de salud mental. Una de Rehabilitación Psiquiátrica, para dar respuesta a las necesidades de atención intensiva de la población mayor de 18 años de Gipuzkoa. Este servicio que hoy se presta en el ambulatorio del Antiguo, pasará a ofrecerse en Aiete con unas mejores instalaciones ya que contará con seis consultas y salas de tratamiento grupal y sus correspondientes áreas de apoyo. Y, por otra parte, también se creará una unidad de Atención Precoz para niños con problemas psiquiátricos y algunas discapacidades.
El camino para la puesta en marcha de este nuevo centro de salud arrancó la legislatura pasada, y aunque el año pasado el Gobierno Vasco ya contaba con los terrenos para arrancar la edificación, un cambio de última hora en el proyecto obligó al Ayuntamiento a retrasar sus planes.
Cuando la infraestructura esté terminada, los vecinos de Aiete ya contarán con dos nuevas herramientas para facilitar su movilidad. Una será el ascensor inclinado que conectará a partir de noviembre el barrio con Morlans. Y la otra, el nuevo bidegorri de 850 metros que unirá la rotonda del colegio de las Jesuitinas (entre el paseo de Aiete y el de Oriamendi) y el puente que cruza sobre el paseo Pío Baroja -punto donde conectarán el elevador, la red ciclista y el ambulatorio-.

DATOS
4,5 MILLONESEs el coste del proyecto de nuevo ambulatorio para Aiete, que asume el Departamento vasco de Salud y que llevará a cabo la empresa Satie Arquitectos. El plazo de ejecución es de 18 meses por lo que la previsión es que a comienzos de 2020 esté en marcha. DOS ENTRADASUna en el paseo de Aiete y otra en el paseo Pío Baroja. Conectará con el nuevo ascensor de Morlans y bidegorri. SEIS PLANTASCinco sobre rasante con diferentes especialidades y una sexta subterránea donde irá el párking para los trabajadores.

Un pensamiento en “El Aiete del mañana respira salud

  1. El valor de la palabra

    Esto decía -y se escribía en la web oficial del Gobierno Vasco- el Consejero de Salud del Gobierno Vasco, Jon Darpón, en San Sebastián, el pasado 6 de julio de 2016
    “para el Departamento de Salud y Osakidetza es prioritaria la mejora continua de las infraestructuras sanitarias, tanto en Gipuzkoa como en el resto de Euskadi, de cara a poder seguir manteniendo las cotas de calidad que ofrecemos a diario a nuestros y nuestras pacientes, de forma homogénea y equitativa en todos los territorios”.
    Según remarcaba, “en ese objetivo, los nuevos Centros de Salud de Alde Zaharra y Aiete de Donostia son, sin duda, una pieza clave, en cuya materialización resulta crucial la labor conjunta y coordinada, codo con codo, que hemos venido desarrollando en Donostia”
    El nuevo centro de salud, cuya construcción se prevé iniciar en 2017, atenderá las demandas sanitarias de los vecinos y vecinas de la zona que venían reclamando una infraestructura sanitaria en uno de los barrios que mayor crecimiento ha tenido en los últimos años en la capital donostiarra.
    El Ayuntamiento de Donostia-San Sebastián cederá al Gobierno Vasco una parcela que albergará un nuevo centro de salud que contará con 7 consultas dedicadas a Medicina de Familia, 2 consultas de Pediatría, 8 consultas de Enfermería, una sala de curas, otra de extracciones y otra de pruebas complementarias, un área de Atención a la Mujer con consulta, sala de exploración y una sala de actividades grupales. Asimismo, el centro incluirá una Unidad de Rehabilitación Psiquiátrica para dar respuesta a las necesidades de atención intensiva de la población mayor de 18 años de Gipuzkoa, con 6 consultas, varias salas de tratamiento grupal y sus correspondientes áreas de apoyo.
    Esta unidad, que cuenta con psiquiatra, enfermeras de salud mental, trabajadora social y terapeutas ocupacionales y que en la actualidad está ubicada en el Antiguo, pasará a estar situada en Aiete dotando así a este servicio de unas mejores instalaciones.
    Juanita Buztingorri

    Responder

Deja un comentario