Veinte años de la fiesta de la Escuela Pública vasca

La vigésima edición de la fiesta de la Escuela Pública vasca se celebró ayer en Bilbao con la participación de numerosas familias y personas que, con su presencia, quisieron reivindicar el papel que desempeñan los centros de titularidad pública en nuestro sistema de enseñanza.

 La universalización del derecho a la educación está garantizada por la coexistencia de una red pública y otra concertada, que acogen casi a partes iguales al alumnado vasco. Pero dentro de esa tarea compartida, sobre los centros de titularidad pública recae un mayor peso a la hora de asegurar la igualdad de oportunidades a niños y niñas que acceden a la enseñanza desde condiciones socio-económicas, culturales o personales muy diversas.

 Su calidad no depende únicamente de la suficiencia en cuanto a dotación de medios humanos y materiales; es también el reflejo de la organización, la metodología y el clima escolar generados en el ámbito de su autonomía. Téngase en cuenta que el gasto por alumno en Euskadi está muy por encima del rendimiento escolar obtenido en comparación con otras comunidades autónomas. Los ajustes presupuestarios que la administración autonómica ha de afrontar ineludiblemente como consecuencia de la crisis deberían excepcionar el capítulo dedicado a la educación -reasignando si acaso las cantidades fijadas para unas u otras funciones-, toda vez que de él depende tanto la cohesión social como el futuro económico del país.

 Pero la calidad de la escuela pública y su prestigio social emplaza también a sus profesionales y a los directivos de cada centro a procurar una ordenación eficaz de su tarea. De manera que la cualificación asegurada en los procesos de acceso a la plaza, a la interinidad o a la suplencia sea optimizada en la administración de tales recursos humanos. En este sentido, resulta indispensable que la marcha diaria de la vida escolar y su proyección pública no se vean alteradas por desavenencias o conflictos que requieren especial cuidado. Como parece necesario evitar que el alumnado que presenta un índice socioeconómico y cultural menor, o mayores dificultades de integración, se concentre en los centros de titularidad pública -y en algunos de ellos especialmente-, puesto que de lo contrario el sistema educativo no podrá actuar como un factor corrector de las desigualdades en Euskadi.

1 comentario en “Veinte años de la fiesta de la Escuela Pública vasca

  1. zein izango ote da "E" eredua

    Celaa honek arazo galanta dauka, bere ikastetxetarako proposamena eta aipatu gabe azauldu ezin badu. orain arte hiru eredu zeuden, A eredua (dena gazteleraz), B eredua (erdia euskeraz eta erdia gazteleraz), D eredua (dena euskeraz. urtetik urtera argi geratu da D ereduaren garaipena, D ereduak bakarrik bermatzen du bi hizkuntzen ezagutza, horregatik A eredua ez du ia inork aukeratzen (atzerakoia den einean), eta B eredua geroz eta gutxiagok. Era berean egin diren froga guzietan D eredua jarraitu dutenek ikasketa maila altuagoa daukatela azaldu dute. Hor koxka. Nola onartu PSOE bezelako alderdi espainiar batek hezkuntzan euskeraren garaipena?. ||| gaur egun, ikastolek esate baterako (D eredua) zenbait ikasgai ingeleraz ematen dituzte, eta hor ikusi dute espainiarrek, celaa barne, euskerarik oztopo berri bat jartzeko aukera, ingelera sartzeko garaian gaztelera euskeraren mailara behartzea. epai batek jarri zuen francisco javier lopez gomez presidente postuan herriaren borondatearen aurka, eta honek jarri du celaa euskeraren aurka lan egiteko, herriak bidaliko ditu biak dagokien lekura, gobernutik kanpo. bestalde, txunditua utzi nau HAL honek, zein izango ote da «E» eredua?

    Responder

Responder a zein izango ote da "E" eredua Cancelar respuesta