Teatro de Miramón, réplica del gran tesoro arqueológico griego de Epidauro

El miércoles que viene, 16 de mayo, la Odisea de Lantxabe habrá alcanzado la región de ‘La Argólida’, en la península del Peloponeso. Descubrirá Argos, avistará Micenas y hará noche en la bella ciudad costera de Nauplio
Al día siguiente 17 de mayo, jueves, la gente, emocionada, oteará, se acercará y pisará las gradas de Epidauro
El Teatro de Epidauro (Επίδαυρος) es uno de los grandes tesoros arqueológicos que han sobrevivido desde la época clásica griega. Se trata de un teatro conservado a la perfección, hasta tal punto que hoy en día se sigue usando para representaciones teatrales y conciertos (-Adelantamos que una actividad similar se puede hacer en el Teatro de Miramón-).
Los restos del teatro Epidauro fueron descubiertos en el siglo XIX en perfecto estado. En realidad, el teatro es sólo una parte de un complejo arqueológico mucho mayor: el Santuario de Asclepio, incluido en la lista del patrimonio mundial de la Unesco. A parte del santuario y el teatro, se conservan las ruinas de templos dedicados a Artemisa y Afrodita, y se puede visitar un museo con cientos de esculturas y otros restos hallados en el lugar.
Lo que hace fabuloso al teatro de Epidauro es su increíble acústica. Según los expertos, sólo puede deberse o a la casualidad o a un diseño muy avanzado. El tintineo de una pequeña moneda que cae en el punto central de la escena se puede oír desde la última fila de bancos, en un graderío con capacidad para 15.000 personas. Y como complemento, el espectacular paisaje que se divisa desde las gradas.
En Aiete podemos disfrutar de una réplica del teatro de Epidauro.
Como el teatro griego dispone de una increíble acústica.
Según el estudio que hizo Lur Paisajistak en la recuperación del Bosque de Miramón esta propiedad responde a un diseño en la construcción muy avanzado.
Nuestros coros, en fiestas, ‘Cum Jubilo’, ‘Otxote Ozenki’ se colocan en el punto central de la escena y sus canciones “a capela” se puede oír desde los últimos aseintos, en un graderío con capacidad para 3.200 personas. Su escenario mide 20 metros de diámetro y desde la última fila hasta el escenario hay un desnivel de 16 metros, o 114 escalones). La fuente contigua disponía de distintos programas de surtidores y de luces de color pero el vandalismo las hizo inviables. Y como complemento, como ocurre en Epidaauro, el espectacular paisaje que se divisa desde las gradas.
El teatro de Aiete se encuentra entre el barrio de Aiete y el Bosque de Miramon (muy próximo al Paseo Oriamendi).
Ahora forma parte integrante de lo que llamamos ‘espacio Katxola’, centro de dinamización e interpretación del Bosque de Miramón.
La dinámica de la vecindad organizada por Lantxabe vencerá, seguramente, la resistencia municipal a convertir el ‘teatro de Miramón’ en un centro de actividades culturales, con componentes distintos a las que se organizan en el Kursaal o el Victoria Eugenia, es decir al aire libre, pero con un importante efecto popular. Hace falta proponérselo. Y en ello estamos

Zoironak Enrique! Zorionak Aiete!

El psicólogo Enrique Echeburua, Premio Euskadi de Investigación 2017
El tribunal reconoce la influencia positiva de su trabajo en el País Vasco
Noticias de Gipuzkoa, Miércoles, 9 de Mayo de 2018
El Premio Euskadi de Investigación 2017 ha recaído en el Catedrático de Psicología Clínica de la Universidad del País Vasco (UPV/EHU) Enrique Echeburua (Donostia, 1951), según acordó ayer el tribunal que concede este galardón en una reunión celebrada en Bilbao.
El Premio Euskadi de Investigación tiene por objeto fomentar la actividad científica, estimular, promocionar y valorar los esfuerzos de investigadores y equipos cualificados de la Comunidad Autónoma del País Vasco o de fuera de esta comunidad, cuyo trabajo haya ejercido una influencia positiva destacada en Euskadi.
El Departamento de Educación convoca anualmente el Premio Euskadi de Investigación y dedica los años impares, como es el caso, al área de las Ciencias Sociales y Humanidades, mientras que en los años pares se destina al reconocimiento de la labor de los profesionales del área de la Ciencia y Tecnología.
Enrique Echeburua, es Doctor en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid (1978), catedrático de Psicología Clínica en la UPV/EHU y colaborador en el Grupo de Impulso del Centro de Salud en Aiete.
Sus investigaciones se han llevado a cabo en la Facultad de Psicología de la UPV/EHU a partir de mediados de la década de los 80, desarrollando una investigación aplicada referida a problemas de relevancia social dentro del ámbito de la psicología clínica: violencia contra la pareja, agresiones sexuales, adicción al juego y a las adicciones sin sustancia, y trastornos de ansiedad.
De estas líneas de trabajo han surgido numerosas publicaciones internacionales, libros y tesis doctorales. Le han concedido, además, diversos galardones como el premio de investigación del Centro de Investigación y Terapia de Conducta (Madrid, 1990) o el premio de investigación del Colegio Oficial de Psicólogos (Madrid, 1994).
violencia contra la pareja
Además ha sido el responsable de la puesta en marcha de diversos programas conveniados entre el Gobierno Vasco, el Instituto Vasco de la Mujer y las diputaciones forales de asistencia psicológica a víctimas de violencia contra la pareja y de un protocolo de actuación para proteger a los menores víctimas de abusos sexuales que se ven obligados a comparecer ante la Justicia.
Los programas diseñados por el grupo del profesor Echeburua se aplican en los centros de referencia de tratamiento de víctimas y maltratadores en Euskadi.
También ha diseñado una Escala de Predicción de Riesgo contra la Violencia en la Pareja, que es el instrumento utilizado oficialmente por la Ertzaintza.