Este es el cuento de nunca acabar

También podía titularse no hay dos sin tres

Ahora le ha tocado el turno al escenario de la plaza de los manzanos de Munto

Ayer nos decía un observador que entre los ajuares de la chavalería, que trataba de desmontar de nuevo las tablas de los respaldos de los asientos corridos, estaban también los patinetes; con ellos se deslizaban con decisión y habilidades por toda la plaza, también por el templete.

Se ve que el escenario no está preparado para juegos violentos y ha sufrido los destrozos de la foto. El material utilizado en la construcción de la plaza parece facilitar el deslizamiento con el patinete, pero no resiste sus embistes y golpeos

El lugar de la rotura presenta un riesgo evidente de caídas

Para otro día queda el capítulo de las pintadas…..

3 comentarios en “Este es el cuento de nunca acabar

  1. Roberto Valle

    Una recomendación post-ruina
    Compra madera de buena calidad. Para la construcción del escenario vas a necesitar comprar madera para la estructura. Busca madera que esté derecha y que no tenga nudos. La madera tratada a presión es la mejor opción si el escenario va a ir colocado en el exterior.

    Responder
  2. Andrés Piedrahita

    Otra vuelta de tuerca
    El 15 de marzo, proclamado el estado de alarma, leí en esta web el comentario ‘Tiempo de reclusión, tiempo de lectura’. Se comentaba que en el año 1348 una epidemia de peste negra golpeó en Florencia. Un grupo de diez jóvenes (siete mujeres y tres hombres), huyendo de la plaga, se refugiaron en una villa en las afueras de Florencia y pasaron el tiempo contándose historias, fábulas, relatos, aventuras, chismes. Giovanni Boccaccio los recopiló en “El Decamerón”. Pero en esta misma página se comentaba otra novela para la reclusión: ‘Otra vuelta de tuerca’
    Los patines sirven para hacer ejercicio, pero no en esta plaza. El lugar está pensado como recuerdo del caserío-sidrería Munto y para la relajación, la conversación, el espectáculo, la lectura, por ejemplo, de las novelas de Henry James

    Responder
  3. Baltasar

    Baltasar-
    Estos dias de atras se leia:aprieta con la rodilla el cu…..;pisale la ca… y en Aiete y en Munto solo se amaga y a distancia con gesto de llamar por el movil para que los jovenes atilanos no sigan destrozando las madera a mano o con los patines.NO son comparable las situaciones aun nos queda en el deposito aguante paciencia y ……hasta la tercera.Estos jovenes son los que ahora ayer y hoy para entrar en la adolescencia el gallito de turno y la gallina mas crestona tiene que hacer la puesta en escena de sus ardientes deseos para destacar en la cuadri.
    Esperamos que no haya una tercera y se reaccione de nuevo con la serenidad y paciencia vecinal, sin olvidar que para entonces la cosa pase a ser mas seria y medie denuncia a la Policía Municipal , tuve un caso similar sin daños con alguna molesti, denuncie y la policía les cogió en fraganti.Los chavales con sus bicis no han vuelto.

    Responder

Responder a Baltasar Cancelar respuesta