«Conocer la masonería en Donostia», por Josu González, Diario Vasco

Esta tarde, la Casa de Cultura de Aiete acoge una charla de Iñaki Zuloaga sobre la represión franquista y la actual organización. La conferencia comenzará a las 19.00 y será de entrada libre

Hoy jueves 28 noviembre, a las 19:00 horas, la Asociación de Vecinos Lantxabe pone en su agenda la conferencia ‘La Masonería en Donostia’, impartida por Iñaki Zuloaga y Borja Celarain. El evento se llevará a cabo en la Casa de Cultura de Aiete y pretende hacer una pequeña contribución a normalizar la masonería en la sociedad, realizar un repaso histórico de la represión franquista entorno a los masones y una recuperación integral de la memoria de la logia masónica Altuna 15, que fue fuertemente represaliada por la dictadura.

Iñaki Zuloagadará un paso en la tarea de quitar secretismo a esta forma social de organización. Se hará un breve repaso a la historia de la masonería española que nació en 1727, además de añadir información sobre las logias donostiarras. Asimismo, se hablará de la logia Altuna 15, que fue cerrada por el general Mola a su llegada a Donostia y de la represión franquista por el Tribunal de Represión de la Masonería en Donostia y en Gipuzkoa. Entre los miembros represaliados por el Tribunal “se encontraban muchos ciudadanos ejemplares que simbolizaban los valores de la ciudadanía democrática frente a los contravalores del fascismo y que fueron condenados de manera indigna”, añade Zuloaga. Cabe citar a Mariano Doporto, Director del Observatorio Meteorológico de Igeldo; José Martínez Ubago, Alcalde de Donostia en 1935; el abogado y dirigente de Izquierda Republicana Fermín Vega de Seoane; el famoso fotógrafo alemán Willy Koch, a la sazón cónsul de Alemania en Donostia y muchos otros.

“En 2016 editamos un libro que se llama “Memoria de una luz”, donde recogemos esta información y el año pasado, inauguramos en Riberas de Loiola, la primera escultura masónica del Estado”, apunta Zuloaga. Es un homenaje a todos los represaliados de la masonería y especialmente a los represaliados donostiarras. “Tratamos de rehabilitar la memoria de estas personas y quitar de encima la leyenda negra sobre la masonería. Decían que éramos unos enviados de lucifer”, concluye.

Masonería en Donostia

El empresario y escritor eibarrés, Iñaki Zuluaga, pertenece a la Logia masónica Altuna 52, heredera de la extinta Altuna 15. Su divisa es la libertad, la igualdad y la fraternidad y sus objetivos son el mejoramiento individual, el debate de ideas y la incidencia en la sociedad para hacerla más libre, justa y fraterna. “En la Logia se reúnen hombres y mujeres de toda Gipuzkoa que comparten momentos de reflexión humanista y filosófica”, añade Zuluaga.

Existen dos grandes corrientes masónicas. Una de corte inglés, muy tradicional, y otra de corte francés, con contenido liberal, social y adogmático. Pero en Euskadi hay de las dos corrientes.

La cantidad de masones en Gipuzkoa no es muy elevada, “actualmente puede haber entre 100-150 masones”. Es cierto que “se está dando un repunte de interés, aunque no somos un colectivo numeroso”, explica Zuluaga.

Para entenderlo de manera visual: “Nosotros somos piedras brutas, que a través de las herramientas nos convertimos en piedras pulidas, y con ellas construimos la catedral de la humanidad. Nunca se me olvida que somos constructores”, apunta un miembro de la logia Altuna 52.

Una forma de cultivar conocimiento

Símbolos, humanismo, libertad, igualdad y fraternidad son algunas de las palabras que se repiten en el mundo de la masonería. Pero, seguro que muchos se preguntan: ¿Qué es una logia? O ¿Por qué cada una tiene un número diferente? Pues bien, una logia es una organización de masones compuesta por un número mínimo de participantes y el número indica la antigüedad de la organización.

En definitiva, la charla servirá para añadir luz al desconocimiento social que existe respecto a esta organización.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.