¡Que enciendan las farolas de una vez! Ese es el clamor popular

FAROLAS 3El texto escaneado nos trae la información de que una empresa californiana ha ideado una farola para extender las rede de wifi, sensores de contaminación y medición de ruido; estas iluminarias pueden ser, además, paneles de información y puntos para recargar móviles.

Las farolas (cuatro) que solicitamos se enciendan en los jardines del palacio de Aiete -y vive dios que lo hacemos en nombre de las mujeres que acuden a las actividades que se organizan en el centro cultural-, son muy sencillas, muy bonitas, no necesitan tanta sofisticación, están puestas, sólo necesitan que el mismo mecanismo que enciende y apaga las otras 12, lo haga con estas cuatro.

Nadie, oigan los de mantenimiento urbano, sección farolas, absolutamente nadie, entiende su comportamiento cerril e incívico, en contra de la propuesta.

Ustedes ponen en tele de juicio el discurso municipal para corregir los “puntos negros” de la ciudad (esos puntos que atentan contra la seguridad y el bienestar de las mujeres)

4 comentarios en “¡Que enciendan las farolas de una vez! Ese es el clamor popular

  1. Luisa

    Para mi que estamos en una de las ciudades más seguras del mundo, pero si protección una mujer no pasa por ciertos espacios. Y este el caso que estáis denunciando. Yo voy del Topaleku a Etxadi o al paseo de Aiete, pero si tengo que ir a la casa de cultura, salgo al paeo y vuelvo a entrar por la puerta de frente a la Parroquia. Os doy las gracias. Creo que hay que luchar es porque el espacio público sea de todas y sea para todos y sea seguro. Debemos vivir nuestra diversidad de forma libre en una calle, en una escuela o en el anochecer de un jardín.

    Responder
  2. Ane Gonzalez

    Estoy segura que los funcionarios de mantenimiento urbano son hombres. Ellos piensan “el espacio público” para hombres que son los que tradicionalmente lo diseñan. Los hombres no tienen problemas en pasar los jardines de 6 a 7 de la tarde. Las mujeres, evidentemente, a oscuras no van a atreverse. Pero ¡Qué les importa!

    Responder

Responder a Lantxabe Cancelar respuesta